Las mejores películas europeas estrenadas en 2015 en Colombia

Este fue quizás el apartado que más dificultad nos dio, en tanto la cantidad, calidad y originalidad de las películas europeas estrenadas en Colombia es cada vez mayor. A Eurocine, el gran festival del cine europeo que recorre algunas ciudades del país en el primer semestre, y el Festival de Cine Francés que cada año se realiza en septiembre y también es itinerante, se unen las muestras de cine alemán, español y de tanto en tanto de otros países del viejo continente. A las películas que estos ciclos traen exclusivamente, se les suman las de las distribuidoras independientes, y es entre éstas que hicimos la elección:

1. Mandarinas (Mandariinid), de Zaza Urushadze, de Estonia/Georgia (distribuida por V.O. Cine)

mejores-peliculas-latinoamericanas-2015-mandarinas

2. Sueño de invierno (Kis uykusu), Nuri Bilge Ceylan, Turquía (Cinecolombia)mejores-peliculas-europeas-2015-sueno-de-invierno

3. Dos días, una noche (Deux jours, une nuit), de Luc y Jean-Pierre Dardenne, Bélgica (Babilla Ciné)

mejores-peliculas-europeas-2015-dos-dias-una-noche

4. El Juicio de Viviane Amsalem (Gett), de Ronit Elkabetz y Shlomi Elkabetz, Israel/Francia (Cineplex)

mejores-peliculas-europeas-2015-el-juicio-de-vivian-amsalem

5. El capital humano (Il capitale umano), de Paolo Virzi, Italia (Cinecolombia)/Leviatán (Leviafan), de Andrei Zvyangintsev, Rusia (V.O. Cine)

mejores-peliculas-europeas-2015-el-capital-humano

También habría que mencionar Las nubes de María, de Olivier Assayas (Francia) y La conspiración del silencio, de Giulio Ricciarelli (Alemania).

La lista está llena de narrativas contemplativas e historias de gran complejidad: el rechazo a marcharse de una tierra que está ocupada por el enemigo en Mandarinas; la búsqueda de apoyo para recuperar su trabajo de obrera en Dos días, una noche; la corrupción en todos los niveles sociales en la Rusia contemporánea en Leviatán; la misoginia del sistema legal hebreo en Gett; el arribismo y la falta de conciencia en El capital humano, o las diferencias entre clases sociales y los cambios que vive la sociedad turca en Sueño de invierno.

Comentarios