LA ESPOSA

Detrás de cada hombre hay una gran mujer

Dirigida por el ganador del Oso de Plata en Berlín, Björn Runge, La esposa es una adaptación realizada por Jane Anderson sobre la exitosa novela The wife de Meg Wolitzer. La cinta es protagonizada por la seis veces nominada al Oscar, Glenn Close (Atracción fatal; Albert Nobbs), y Jonathan Pryce (Game of Thrones; Piratas del Caribe)  y cuenta con las actuaciones de Max Irons y Christian Slater.

La cinta que será estrenada el próximo 11 de octubre en la salas de cine del país, narra la historia de  Joan y Joe Castleman, una pareja que lleva más de cuarenta años de casado: él es un famoso escritor y ella su apoyo incondicional. Pero cuando a esta pareja ideal les llega el regalo de aniversario, un premio Nobel de Literatura para Joe, se revelan los años de compromisos, secretos, traiciones y acuerdos que han atravesado tantos años de amor y pasión.

Joan es una talentosa escritora que deja de lado sus sueños y ambiciones al encontrase de frente con una sociedad machista, por lo cual decide volverse la mano derecha de su esposo y ayudarlo a impulsar su carrera, hasta el punto de hacerlo merecedor al Premio Nobel de Literatura. Con el paso del tiempo, Joan se convierte en la simple esposa de un laureado novelista, un título con el que tiene que vivir el resto de su vida.

A través del uso del flashback, comienza a revelarse el gran misterio de este matrimonio, pues Joan comienza a recordar el inicio de su relación con Joe y los momentos que fueron inspiración de los libros que lanzaron a su amado esposo a la fama. Asimismo,  aparece Nathaniel Bone, un inescrupuloso biógrafo que desea averiguar el secreto de los Castleman, desempolvando el pasado de esta pareja.

Sin lugar a dudas,  la interpretación de Glenn Close es realmente fascinante, pues la actriz logra reflejar de forma exitosa esa combinación de frustración y resentimiento con la que el personaje convive. Pero a su vez, presenta una mujer fuerte e inteligente que a pesar de todas las circunstancias se sale del papel de víctima.

Finalmente, La esposa es un drama satisfactorio, que brilla por sus personajes,  por el alto nivel en sus interpretaciones y por el excelente trabajo de adaptación.

 

Comentarios